Una nueva tecnología de descontaminación permitirá reciclar envases que hayan contenidos sustancias peligrosas

04/07/2016

AIMPLAS, en colaboración con AIDIMME, ARVET, ACTECO y ENPLAST, coordina el proyecto LIFE EXTRUCLEAN. Gracias a nuevas tecnologías de descontaminación se ha logrado eliminar un 70% más de sustancias contaminantes que con el proceso convencional.

En los próximos meses se escalará el proyecto a nivel industrial y se procederá a validar el empleo del material obtenido en la fabricación de nuevos envases.

descargar_notaprensa

 

 

Tras dos años de investigaciones, el proyecto europeo LIFE EXTRUCLEAN ha dado como resultado un innovador proceso en planta piloto para la descontaminación de residuos plásticos que hayan contenido sustancias peligrosas. La efectividad de la nueva tecnología supera en un 70% a la de los procesos convencionales, mientras que el reto de los próximos seis meses pasa por escalar los resultados a nivel industrial y validar las características de los nuevos envases fabricados con el material resultante.

El proyecto, que tiene una duración total de 30 meses, está financiado a través del programa LIFE de la Unión Europea y coordinado por AIMPLAS, Instituto Tecnológico del Plástico. En él también participan el centro tecnológico AIDIMME, la asociación de exportadores de transformados ARVET, así como las empresas ACTECO y ENPLAST, punteras en el reciclado de plásticos y la fabricación de envases, respectivamente.